Cupo mínimo de alumnos.

Reclaman la continuidad de la enseñanza de Lengua de Señas Argentinas en Iguazú

Un grupo de alumnos, intérpretes, personas sordas e hipoacúsicas, reclamó al Honorable Concejo Deliberante de Puerto Iguazú que garantice la continuidad de la enseñanza de Lengua de Señas Argentinas (LSA), como derecho básico . 

Si bien actualmente se está dictando el Nivel I de LSA en el Instituto Tecnológico Iguazú, la continuidad se ve condicionada en base a un cupo mínimo solicitado establecido por la Institución. 

En Misiones, la LSA está reconocida como la lengua natural y también oficial de la comunidad sorda e hipoacúsica. De hecho, hace un mes, se aprobó en la Cámara de Representantes la “Ley de Accesibilidad Universal para Personas Sordas e Hipoacúsicas” que en su artículo 18 establece que se la incorpora como obligatoria  al sistema educativo y en todos los niveles.

“Es lamentable para la persona oyente que quiere comunicarse con ellos de forma directa sin tener que depender de un intérprete. La idea es que toda la comunidad pueda participar, que nos puedan garantizar los Niveles I, II y III de LSA tanto a oyentes como a sordos”, señaló David Españon, uno de los jóvenes al frente del reclamo. 

En charla con Plan B, David contó que actualmente “el cupo para empezar un nivel es de 14 personas, sino, no se empieza. Por otro lado, nosotros éramos 14 al comenzar ahora somos 12, entonces si el otro año no hay quienes se anoten en nivel 2, nosotros no podríamos seguir”.

Además, adelantó que un concejal local ya se comprometió para transformar en proyecto la nota presentada al Concejo, para que el reclamo tome estado parlamentario. 

Loading